miércoles, 10 de diciembre de 2008

TUS BONITAS MANOS

Hoy el cielo está azul para mis pupilas adormecidas. No sé si los pájaros cantan, pues abandoné mis oídos en alguno de esos bares amargos en los que lo racional se despega de nuestros cuerpos y entramos en la esfera ilógica de los sueños más obscenos.
Salgo a la calle y la anatomía se me hiela bajo mi magro abrigo. Las manos se enrojecen y piden auxilio a unos guantes carcomidos por los inviernos que me componen. Sólo deseo que me agarres la cintura con tus bonitas manos, que me des calor al son de tus palabras. El vaivén de los días me agita y vuelvo a la realidad olvidada en el mundo del dolor, en los días infelices de un pobre erizo cuyas agujas ya no pinchan.
La tinta se lanza ladera abajo e intenta tragarse mi existencia con su poder destructivo y creador. Me hundo y en el abismo encuentro la fe en que algo mejor llegará. Encuentro la razón que me niega todo anhelo de inmortalidad.
Alborótame el pelo, hazme volver, pues el delirio está pudiendo conmigo.
Cuarenta grados en el corazón, cero en el alma. Me queman los recuerdos y me hiela la realidad. Quedaré congelada allá donde tú me pidas, pero, por favor, agarra mi cintura con tus bonitas manos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Uno lo siente, se acuerda, pero no puede. Yo creo que comete un error. Media hora es una lección o una conversación. Media hora es un 0,03 o una amiga. Pero lo mejor es que una amiga también puede ser una lección.

nerea dijo...

chicas, es una pasada...seguíd con esto adelante, que tiene mucho futuro...muxu 1 tokayika!!

ÚLTIMO BAILE

ÚLTIMO BAILE
Bailaré hasta saciar todos mis anhelos, sintiendo cada soplo musical como la esperanza de que otro mañana será posible. Así, hasta bailar con la muerte, última compañera de todos, aquella a la que tendremos que conceder el baile que cierre la fiesta. N.O.G.

OLOR A CALLE

Te aferras a mí como un recuerdo, fruto de largas horas vagabundeando.
Te quiero en mí destructor del olvido, evocando horas pasadas.
Visualizo en tu aroma sugerencias vividas.
Fragancias exquisitas y nauseabundas como dos enamorados fusionadas.
Imágenes bellas y mortales grabadas en tu presencia.
Frases y pláticas como voz lejana.
Sonrisas y sollozos desgarrados pugnan por escapar de tu interior.
¿Dónde quedo yo?
¿Habito en mí o en ti?
No me dejes en el abismo de la ignorancia.
Arrópame con tu manto aromático, guárdame en el recuerdo de lo que alguna vez fui.

N.O.G.

"...pero vosotros ciegos estáis cuando no conocéis que nacéis para padecer y morís para descansar."

¿Qué valor damos a la vida?
¿Qué consideramos que somos durante nuestro viaje?
¿Cuál es nuestra misión? ¿Padecer?
Sinceramente, creo que la vida es lo más bello que posee el ser humano. Descansaré al morir, pero después de haberme cansado de felicidad.
N.O.G.
Cuentan que Ulises, harto de prodigios, lloró de amor al divisar su Itaca verde y humilde. El arte es esa Itaca de verde eternidad, no de prodigios.

Jorge Luis Borges

NACÍ CON LAS MANOS VACÍAS

Y llenas de cuentos. Las manos sirven para escribir, amar o tejer. Hay para quien es el más dulce de los tormentos. Las manos pueden ser grandes, fuertes, etereas, capaces de todo y de nada. Demuestran y hacen mucho. Nací con las manos vacias pero llenas de historias que escribir, amar o tejer. Nací con las manos surcadas de ti pero sobre todo de mí.
CSB.

LA BELLEZA DE UN INSTANTE

LA BELLEZA DE UN INSTANTE
N.O.G.